01/07/2009

Regresé de nuevo al mar

Soy del mar, eso es un hecho, cada vez que puedo apreciar su calidez y magnífica belleza me parece irresistible la idea de rendirme a sus olas.

Me sumerjo en nostálgicos recuerdos acumulados desde la infancia, siempre dejándome llevar por su inmensidad y sensualidad que revienta tras contenerse una y otra vez.
Las horas se detienen en su paz, en su cadencia que restriega sal y arena en complicidad con el sol sobre mi piel, dejando la marca de su huella tostada.
Su voz implacable de día y susurrante de noche, me dice cosas que no había escuchado hasta ahora, es una voz grave y sostenida que gime sin que nadie más la escuche, pasaron años para que pudiera entenderla.


Me llama el mar siempre porque sabe que le pertenezco, porque me tiene cautiva y no quiero escaparle. Sabe que siempre seguiré regresando para encontrar los fragmentos de mi vida que han ido fundiéndose en la claridad de sus aguas, en la profundidad de sus abismos que ante mi mirada se acortan en el breve e infinito horizonte.





"Io Dal Mare"
Saranno stati scogli di carbone dolce
dentro il ferro liquefatto
di una luna che squagliò un suo quarto
come un brivido mulatto
o un bianco volar via di cuori pescatori
acqua secca di un bel cielo astratto
chissà se c'erano satelliti o comete
in un'alba senza rughe
larghe nuvole di muffa e olio
appaiate come acciughe
o una vertigine di spiccioli di pesci
nella luce nera di lattughe
e io
Dal mare venni e amare mi stremò
perché infiammare il mare non si può
aveva forse nervi e fruste di uragani
scure anime profonde
tra le vertebre di vetro e schiuma
urla di leoni le onde
o tende di merletto chiuse su farine
corpi caldi di sirene bionde
forse era morto senza vento nei polmoni
graffio di cemento bruno
barche stelle insonni a ramazzare
nelle stanze di Nettuno
o turbini di sabbia tra le dune calve
sulle orme perse da qualcuno
e io
Dal mare ho il sangue e amaro rimarrò
perché calmare il mare non si può
i miei si amarono laggiù
in un agosto e un altro sole si annegò
lingue di fuoco e uve fragole
quando il giorno cammina ancora
sulle tegole del cielo
e sembra non sedersi mai.
e innanzi al mare ad ansimare sto
perché domare il mare non si può
e come pietra annerirò
a consumare
a catramare
a tracimare
a fiumare
a schiumare
a chiamare
quel mare che fu madre e che non so...

14 comentarios:

marichuy dijo...

Querida Susan

Andamos tan coincidentes estos días; hace rato que necesito sentir el mar... oler el mar.

Un abrazo y felicidades por ti

Doctor Gurma dijo...

Maravillosa
marejada
mar adentro
marcada

Abrigando con su libertad
acariciando con su paz
alentando la lucha
amando con verdad

Rica mina maleable
Rústica y perene madre
Ríos que te nutren
Risa de saberte y ser contigo y en tí, como todos los demás, parte del mar...

Un beso amibi!

Fernando dijo...

El mar es un olvido,
una canción, un labio;
el mar es un amante,
fiel respuesta al deseo
.
La intensidad de tus palabras me han hecho pensar en este poema de Cernuda, tan extraño y atrayente (me he tenido que refrescar la memoria, claro).
Intenso. Necesario.
Como un abrazo.

Susana S dijo...

Querida mía:

Los aromas son quizás uno de los recuerdos más difíciles de recrear, pero cuando se está en contacto con ellos el registro resurge con una intensidad que parece contener en un instante el cúmulo de momentos albergados en ese olor.

Corre al mar... aunque sea en tus sueños. Un fuerte abrazo

Susana S dijo...

Dr Gurma:

Qué bellísimo poema amibi, un beso desde el fondo de mi marino corazón. :-)

Susana S dijo...

Fernando:

Intensidad es el mar, nuestros sueños y lo que somos en el fondo, los piratas,las caracolas y los escritores y escritoras.

Arrojé una botella al mar con un beso para mi amigo pirata, ya pronto te llegará ;-)

Exenio dijo...

Soy de las estrellas, pero no creo que llegue ahí -físicamente- pronto...

Susana S dijo...

Exe:
En la noche las estrellas se funden con la oscuridad del mar,desde ahí pueden tocarse más fácilmente.

saludos estelmares

Coro dijo...

Querida Susana:

Me llegan tus palabras marinas... yo también soy de mar.

Besos.

Susana S dijo...

Coro:

Caracolas marinas, con voces de olas al reventar...

Un abrazo fuerte

El Caballero dijo...

Paso a obsequiarte mis cariños. No los repudies, te lo suplico, los pobrecillos han sufrido demasiado. Saludos afectuosos desde una fría alameda. Au revoir.

Susana S dijo...

Estimado Caballero:
Cómo podría repudiarles viniendo de un dulce caballero como usted, los acepto con gusto y con la sorpresa de verle nuevamente por este espacio que hacía tiempo no visitaba. No haga tan larga la espera de escuchar noticias de su persona, y en cambio cuénteme por qué han sufrido tanto sus apreciables cariños...

Un beso desde una tarde lluviosa.Ciao.

Mafalda dijo...

...

Hola amiga, besos y apapachos...

Nos vemos pronto...

Saludetes.

Mafalda

sue dijo...

Hola tocaya. Qué lindo poema italiano. No entiendo mucho, pero suena tan bien...
Saludos.